Publicado el: Vie, Jun 2nd, 2017

Acuerdo de París: Gobiernos del mundo rechazan salida de EEUU del pacto ambiental

El mundo reacciona a la salida de EE.UU. del Acuerdo de París

Después que Trump informara su decisión de abandonar el histórico pacto ambiental, se produjo una avalancha de respuestas a las palabras del mandatario.

El primero en reaccionar a las palabras de Donald Trump respecto a su decisión de abandonar el Acuerdo de París, suscrito por 194 países el año 2015 y que apunta a la disminución e gases de efecto invernadero y así frenar el cambio climático, fue el expresidente Barack Obama, quien ya tenía preparada su declaración, lamentando lo dispuesto por el actual mandatario estadounidense.

“Aunque este Gobierno se une a un pequeño puñado de países que rechazan el futuro, confío en que nuestros estados, empresas y ciudades darán un paso al frente y harán aún más para liderar el camino” en la lucha contra el cambio climático, indicó Obama en un comunicado minutos después de que Trump se dirigiera al mundo para dar a conocer la lamentable noticia.

En Europa tanto la Unión Europea como los líderes de los principales gobiernos del viejo continente le respondieron casi al mismo tiempo al presidente de Estados Unidos. Zanjando con sus palabras la idea que planteo Trump de renegociar el acuerdo.

Mientras la Unión Europea, en la voz del comisario europeo de Acción por el clima y energía, Miguel Arias Cañete, aseguró que el Acuerdo de París perdurará, los líderes de Alemania, Francia e Italia lamentaron la decisión del presidente Trump, reafirmando su compromiso con el pacto. Además, destacaron que el convenio alcanzado en 2015 es “una piedra angular de la cooperación entre países”, por lo que “no se puede volver a negociar”.

Merkel por su parte dijo a través del portavoz del Gobierno alemán, Steffen Seibert, “lamento la decisión del presidente de EE.UU.. A seguir con todas las fuerzas por una política global contra el cambio climático que proteja nuestra Tierra”.

Por su parte Emmanuel Macron, presidente de Francia, dijo que “Estados Unidos ha dado hoy la espalda al mundo, pero Francia no le dará la espalda a Estados Unidos”, en una declaración solemne, en la que llamó a “todos los científicos, emprendedores y ciudadanos concernidos” en Estados Unidos a ir a trabajar a Francia contra el cambio climático. Además de asegurar que “no renegociará un acuerdo menos ambicioso, en ningún caso”.

La ONU calificó como una “gran decepción” la decisión de Estados Unidos de retirarse de los compromisos recogidos en el Acuerdo de París sobre el cambio climático. “Es fundamental que Estados Unidos siga siendo un líder en temas medioambientales”, afirmó a nombre del secretario general de la ONU, António Guterres, su portavoz Stéphane Dujarric.

América, decepcionada

Decepción es la palabra que aúna el sentir del resto de los países americanos tanto al sur como al norte de Estados Unidos, después que se notificara que Estados Unidos abandona el pacto climático mundial.

En Canadá, el primer ministro, Justin Trudeau, se declaró  “profundamente decepcionado”, al tiempo que afirmó en Twitter que Canadá mantendrá sus políticas de reducción de emisiones de dióxido de carbono pese a la decisión de Estados Unidos, su principal socio económico y político. “Estamos profundamente decepcionados de que el Gobierno federal de Estados Unidos haya decidido retirarse del acuerdo de París”, dijo Trudeau sin nombrar a Trump.

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, reiteró el “respaldo y compromiso” de su país con el Acuerdo de París sobre el cambio climático. “Contrarrestarlo exige la cooperación de todos los países, bajo el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas”, indicó un comunicado conjunto de los ministerios de Relaciones Exteriores y del Ambiente.

En el sur, Brasil respondió confirmando una vez más su compromiso con el texto consensuado en 2015 por primera vez por una gran mayoría de países. “El Gobierno brasileño recibió con profunda preocupación y decepción el anuncio de que el Gobierno norteamericano pretende retirarse del Acuerdo de París sobre la convención-marco de Naciones Unidas sobre el cambio climático y ‘renegociar’ su entrada”, señaló un comunicado emitido por los Ministerios de Exteriores y de Medio Ambiente en Brasilia.

En el mismo tono, desde Chile el Gobierno de la presidenta Michelle Bachelet, expresó que el Acuerdo de París “es uno de los más importantes logros de la comunidad internacional, por lo que su implementación es fundamental para el bienestar de las presentes y futuras generaciones”, señala una nota de la Cancillería chilena.

El Gobierno argentino también lamentó “profundamente” la decisión, al considerar que la decisión de Donald Trump impacta no sólo en la efectividad del pacto sino también “en el espíritu de solidaridad y cooperación” internacional. También ratificó que el país “mantiene firme su compromiso con el Acuerdo de París”.

El presidente Evo Morales, por su parte, calificó de “traición a la Madre Tierra”, el anuncio de Trump. “Justamente países exageradamente industrializados no asumen su responsabilidad ante los problemas climáticos, con la vida de la humanidad”, señaló.

El Gobierno de Japón calificó de “lamentable” el anuncio del presidente de EE.UU., Donald Trump, de retirar a su país del Acuerdo de París contra el cambio climático, y el ministro de Medio Ambiente, Koichi Yamamoto, tachó la medida de “contraria a la inteligencia humana”.

Apoyo y rebelión dentro de EE.UU.

Los único que han aplaudido la salida de Estados Unidos del Acuerdo de París fueron los líderes republicanos del Congreso estadounidense. Paul Ryan y Mitch McConnell celebraron la decisión de Trump, ya que según ellos el acuerdo elevaba el costo de la energía, perjudicando a los ciudadanos de clase media y baja de Estados Unidos.

Sin embargo, demócratas y ecologistas calificaron de “ignorante” y una “desgracia” la salida del Acuerdo de París. “La decisión del presidente Trump de retirar a EE.UU. del acuerdo del clima de París supone una abdicación del liderazgo de EE.UU. y una desgracia internacional”, aseguró el senador Bernie Sanders, exaspirante a la candidatura presidencial demócrata en 2016.

En un tono similar se expresó el exvicepresidente estadounidense y conocido activista medio ambiental Al Gore, que tildó el anuncio de Trump como una “decisión indefendible y temeraria”. Pero los grupos de protección del medioambiente fueron aún más contundentes al decir que “las venideras generaciones echarán la vista atrás y considerarán la decisión de Donald Trump como una de las más peligrosas e ignorantes tomadas por un presidente de Estados Unidos”, sostuvo Michael Brune, director del Sierra Club.

También un sector del empresariado estadounidense ha reaccionado en rechazo a la determinación de Trump. Hasta ahora, Elon  Musk, jefe de la compañía automotriz Tesla, anunció que seguirá participando en los consejos de asesoría económica de la Casa Blanca, señalando que retirarse del Acuerdo de París es malo para Estados Unidos y para el mundo.

A las palabras de rechazo alrededor del mundo, se suma el hecho de que grandes ciudades y numerosos estados de EE.UU. se rebelaron contra la retirada del Acuerdo de París. Alcaldes de las principales ciudades del país, gobernadores y legisladores estatales no tardaron en reaccionar contra la decisión presidencial y anunciaron más planes para reducir emisiones de gases de efecto invernadero y apuestas por las energías limpias, a pesar de que el Gobierno de Trump no seguirá esa línea.

61 alcaldes, quienes previamente se comprometieron a ignorar las políticas de cambio climático del presidente y que representan a unos 36 millones de estadounidenses, manifestaron que intensificarían su presión y su alineamiento con las otras 194 naciones que adoptaron el acuerdo.

Fuente: DW

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>