Published On: jue, Dic 29th, 2016

Argentinos devuelven a su país dolares que se habían fugado

dolares
Los argentinos declaran 90.000 millones de dólares ocultos al fisco
El ministro saliente Alfonso Prat-Gay celebra el resultado de la amnistía fiscal “más importante de la historia”

La maquinaria de recaudación del Gobierno de Mauricio Macri parece comenzar a funcionar y, por causalidad o casualidad, lo hace en simultáneo con la salida del ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat-Gay. En la última rueda de prensa a cargo de la cartera, el ministro dijo que la amnistía fiscal iniciada en mayo sumó hasta el lunes “90.000 millones de dólares de activos declarados”, lo que representa “el blanqueo más importante de la historia argentina y uno de las más importantes del mundo”. Semejante suma ha supuesto para el fisco ingresos por 82.000 millones de pesos (5.238 millones de dólares), además de otros 560 millones de dólares en bonos. La cifra percibida por el fisco equivale a un punto del Producto Bruto Interno (PIB). Con todo, esta repatriación es la mayor de la historia del país y también de la región, dado que Brasil declaró 52.500 millones de dólares y Chile 19.000 millones de dólares.

En una rueda de prensa relajada, y que tuvo a todo el equipo saliente en primera fila, Prat-Gay se despidió del gobierno de Cambiemos con la noticia que más le reconforta. “Tenemos la convicción de la misión cumplida en un año muy duro de transición, estamos dejando pavimentada la ruta” para el crecimiento en 2017, explicó Prat-Gay, quien, fiel al estilo de confrontación con la administración anterior, recordó que “en el último intento [amnistía fiscal] que hizo el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner se declararon 2.600 millones de dólares”. “Lo de ahora supera las expectativas, aún de los que éramos muy optimistas. Fuimos cautos al decir que estábamos con que fueran 20.000 millones, pero en el fuero íntimo sabíamos que iba a ser mucho más que eso. Muestra que las cosas están cambiando en Argentina”, indicó el ministro.

A partir del 1 de enero, la amnistía fiscal entra en una nueva etapa en la que el Gobierno espera que ingrese la declaración de las propiedades inmobiliarias, hasta ahora en reserva. El dinero no declarado por los argentinos, tanto en el interior como en el exterior del país, equivale al 17% del PIB argentino. “Se llevan declarados 35 veces más activos que en los ejercicios del Gobierno anterior. Esto es una prueba contundente de la restitución de la confianza en el presidente y en el ente recaudador. Va a ser muy difícil hablar de la gestión de Macri sin decir que esto ha sido un éxito”, manifestó Prat-Gay. “Es una señal contundente de confianza en Argentina. Fue este equipo de gobierno el que vino con la idea y desde este ministerio se diseñó el proyecto de ley, se peleó en el Congreso y lo acompañó la oposición. Pero esto no es logro del Gobierno sino que es el cambio cultural que se da en Argentina”, agregó.

“Trabajamos muy duro para sentar las bases del nuevo régimen, del que no tengan dudas el año que viene empezará a mostrar señales muy claras para volver a crecer y retomar una economía que vuelva a generar empleo”, se entusiasmó el cargo saliente, “Sabemos lo duro que fue para una franja muy importante de la población el primer semestre del año; el impacto en el bolsillo de los aumentos de precios y el impacto en las expectativas de la caída de la actividad económica. Pero también agradecemos que hubo mucha paciencia y mucha confianza por parte de la población”.

Alberto Abad, titular de la agencia de recaudación (AFIP), también participó de la rueda de prensa e indicó que “el contexto internacional nos fue amigable y en un momento dado se nos alinearon todos los planetas. En septiembre vimos que Uruguay se adecuaba al mecanismo internacional de intercambio de información y luego hubo acuerdos similares con Uruguay, Suiza, Brasil y Estados Unidos”. Abad también brindó algunas cifras precisas del exitoso blanqueo: hubo 3.000.000 de consultas en el sitio web y 20.000 presenciales. Además, se presentaron 1.700 propietarios de viviendas en Estados Unidos de los cuales el 70% ingresó a la amnistía. “Hay 112.000 cuentas bancarias abiertas que reflejan activos, pesos o dólares, que estaban escondidos, durmiendo una larga siesta debajo de un colchón y de repente se despertaron y que representan 7.200 millones de dólares”, indicó el funcionario.

“Identificamos dos tipos de actores”, señaló Abad, “el de sectores medios y el que llamamos inversor sofisticado, que también se incorporó a esto por varias razones; primero, por un problema de riesgo y luego porque hay una nueva institucionalidad global con el tema impositivo. Así como se globalizó el comercio internacional y los bancos, los tributos se están globalizando a través de este nuevo fenómeno. Los inversores internacionales se dieron cuenta de esto y eso logró que haya 77.000 millones de dólares que se movieron en el exterior”.

Finalmente, fue el tiempo de las despedidas para Alfonso Prat-Gay: “Aprovecho para agradecerle personalmente al presidente por la confianza que me dio durante todo este tiempo. Fueron casi 400 días de trabajo intenso y como ya lo hemos explicado, y lo han hecho otros miembros del gabinete, no hay que buscar razones que no están. Esencialmente, la razón de mi salida la explicó el jefe de gabinete (Marcos Peña) y no hay que aclarar nada más. Había diferencias muy concretas en la planificación del trabajo y mi salida no está planteada desde la discusión, las dudas o diferencias respecto al rumbo que habíamos planeado. Ustedes vieron la foto de ayer: hubo un encuentro muy cordial con el presidente que interrumpió sus vacaciones para invitarme a almorzar junto con él y la primera dama”.

elpais.com

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>