Publicado el: Sab, May 21st, 2016

Cuando un país en crisis es sede de las Olimpíadas

Dilma Roussef

Cuando un país en crisis es sede de los juegos olímpicos.

En Brasil, la crisis política y económica llegó en un momento complicado. La Presidenta Dilma Rousseff está suspendida y se enfrentará a un juicio político por irregularidades financieras. Y no solo ella: una gran cantidad de altos funcionarios y políticos se enfrentan a investigaciones similares.

Para agravar el problema, los responsables del sistema de salud todavía están preocupados por el virus de Zika, relacionado con daño cerebral en bebés y con una forma de parálisis temporal.

Y los juegos olímpicos, una oportunidad única para que Brasil se suba al podio, empiezan el 5 de agosto.

No es la primera vez que las olimpiadas llegan a un país en tiempos de crisis.

2014 Sochi

Los Juegos de Invierno de Sochi en las montañas del Cáucaso se celebraron cerca de una zona de guerra.

Había levantamientos violentos en Chechenia, Daguestán, Ingusetia y Kabardia-Balkaria, a pocos kilómetros de Sochi. Algunos líderes rebeldes lanzaron amenazas directas a las olimpiadas.

En respuesta, Rusia implementó amplias medidas de seguridad, incluidos miles de policías y soldados, cámaras de seguridad y artillería antiaérea. Las autoridades también detuvieron a muchos manifestantes antes de los juegos.

Poco tiempo después de que terminaron las olimpiadas, Rusia se sumergió en aguas mucho más controvertidas con una intervención militar en Ucrania, y la eventual ocupación y recuperación de la península de Crimea, lo que provocó indignación en todo el mundo.

1988 Seúl

Un año antes de las olimpiadas, surgieron protestas por toda Corea del Sur en contra del gobierno autoritario que exigían una mejor democracia que respondiera a las necesidades de una economía en crecimiento.

Las protestas tuvieron éxito, pues provocaron reformas que llevaron, por ejemplo, a las elecciones presidenciales directas. Algunos funcionarios olímpicos se atribuyeron crédito parcial por los cambios y dijeron que los juegos próximos a celebrarse ayudaron a promover estas reformas. Cuando se asignaron los juegos olímpicos a Pekín para 2008, incluso hubo personas que esperaban ver algunas reformas democráticas ahí también. Pero esas predicciones resultaron infundadas.

1968 Ciudad de México

Diez días antes de los juegos, unos soldados dispararon contra miles de estudiantes que protestaban a favor de la democracia en la Plaza de las Tres Culturas. Murieron decenas, tal vez cientos; los números siguen en disputa. Después, las tropas regaron la zona con mangueras para borrar los rastros de la masacre. Y más tarde vinieron las medidas represivas hacia el movimiento democrático en la víspera de los juegos.

Las olimpiadas se celebraron a pesar de la masacre. Uno de los momentos más memorables sucedió cuando dos corredores estadounidenses, Tommie Smith y John Carlos, levantaron el puño en el podio en protesta por las políticas raciales en Estados Unidos. Aunque la masacre no provocó respuesta alguna de los funcionarios olímpicos, Smith y Carlos fueron expulsados inmediatamente de los juegos.

1948 Londres/1920 Amberes

Cuando fue sede de los juegos, Londres aún se recuperaba de la Segunda Guerra Mundial. Había racionamiento de algunos productos de primera necesidad y aún había muchas zonas que no se habían reconstruido después de los bombardeos.

Las olimpiadas se produjeron con pocos recursos y sin instalaciones nuevas. Los atletas se quedaron en antiguos campos de la fuerza aérea, mientras que las atletas se hospedaron en dormitorios escolares. Muchas naciones visitantes contribuyeron con comida y equipamiento. El racionamiento de las vestimentas llevó a algunos atletas a coser sus propios uniformes.

La austeridad extrema significó que los juegos en realidad tuvieron pocas ganancias.

Amberes, que fue seleccionada como sede para los juegos en parte por el sufrimiento de Bélgica durante la Primera Guerra Mundial, tuvo problemas similares en 1920. Los atletas durmieron en catres y el estadio con pista no estaba terminado.

1940 Sapporo, Tokio, Helsinki

Asia iba a tener su primera oportunidad de albergar los juegos olímpicos en 1940, y se eligieron a Sapporo y a Tokio como sedes para los juegos de invierno y verano. La invasión de Japón a China causó que el evento se diluyera, y Helsinki fue elegida rápidamente para remplazar a Tokio. Entonces la Unión Soviética invadió Finlandia. Los juegos de 1940, así como los de 1944, se cancelaron por la Segunda Guerra Mundial.

Las tres ciudades tuvieron su oportunidad: Helsinki en 1952, Tokio en 1964 (y la tendrá de nuevo en 2020) y Sapporo en 1972.

1936 Garmisch-Partenkirchen, Berlín

Alemania fue seleccionada como sede de los juegos de invierno y verano en 1931. Dos años después, Hitler se volvió canciller y los juegos tomaron un tono siniestro.

Algunos países boicotearon el evento, pero casi todo el mundo fue a Alemania. Corredores, saltadores y lanzadores de diversas naciones saludaron a los nazis tanto en la ceremonia de inauguración como en el podio de los ganadores y Hitler estuvo presente en un lugar de honor en muchos eventos. Alemania excluyó a casi todos los atletas judíos de sus equipos.

Los Juegos Olímpicos de Berlín allanaron el camino para muchos de los elementos modernos de las olimpiadas. Incluyeron la primera entrega de la antorcha y fueron los primeros que se transmitieron por televisión. Todo el evento lo filmó la propagandista nazi Leni Riefenstahl.

1932 Lake Placid, Los Ángeles

Estados Unidos, como casi todo el mundo, sufría la Gran Depresión cuando albergó los dos juegos de 1932. Godfrey Dewey, el presidente del comité organizador en Lake Placid, donó tierras de su familia para la carrera de bobsled. La asistencia fue baja en los juegos de Los Ángeles, pero las medidas de ahorro permitieron lograr ganancias.

Tal vez un problema más grande para algunos atletas fue la ley seca. Los atletas franceses solicitaron vino en los juegos. En un momento, se hicieron planes para sustituirlo con jarabe de azúcar importado de Cuba. Finalmente, los funcionarios prefirieron pasar la prohibición por alto y los atletas europeos tal vez se bebieron una o dos copas.

1906 Atenas

Estos juegos, considerados no oficiales por algunos historiadores, pero promocionados como olimpiadas en esa época, inauguraron más de un siglo de conflictos entre el deporte y la política.

En “The Complete Book of the Olympics”, David Wallechinsky describió el evento: “Los turistas británicos y estadounidenses se conmocionaron cuando estalló un disturbio enfrente de su hotel. Las tropas del gobierno atacaron una manifestación política, mataron a tres personas e hirieron a 57. Mientras tanto, la familia real griega estaba ocupada entreteniendo a la familia real inglesa en funciones relacionadas con las olimpiadas”.

Fuente: NYT

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>