Publicado el: Mie, Ago 5th, 2015

El multimillonario “comunista” chino Liang Wengen quiere la Faja Petrolífera del Orinoco

Liang Wengen es unos de los hombres más ricos de China, ocupa el 22 en China entre la lista de “billonarios” de Forbes, con una mega fortuna estimada en 5.000 millones de dólares, casi un tercio de las reservas internacionales del Venezuela hoy en día.

Wengen es uno de esos casos, comunes por cierto, del comunismo chino, donde empresarios privados, a la sombra del gobierno, amasan fortunas asombrosas.

Fundada en 1986 como un taller de soldaduras, Sany Group nació formalmente en 1991. De ahí hasta el año 2013 creció a un promedio del 50% interanual, impulsada por el auge de la construcción en China. La empresa es hoy un conglomerado que fabrica equipos pesados para la construcción con presencia en Brasil , Alemania , India, Indonesia y en los Estados Unidos.

Weng también es un político chino muy influyente que ocupó un puesto en nada más que en el 18º Congreso Nacional del Partido Comunista de China (PCCh), donde apenas asistieron 2.200 delegados en un país con más de 1.357 millones de habitantes.

A su salida del encuentro con Menéndez, Weng declaró como político. Al respecto, según la reseña de AVN, ratificó la voluntad del país asiático de “acompañar al Estado venezolano en la construcción de 400 mil nuevos hogares de la Gran Misión Vivienda Venezuela (GMVV) previstos para este año, y en los proyectos petroleros que se impulsan en la Faja Petrolífera del Orinoco (FPO) para poder duplicar la producción de crudo actual y alcanzar los 6 millones de barriles diarios en 2019“.

“Estos planes estratégicos son oportunidades de desarrollo para ambas naciones, por tal motivo confirmamos nuestra fe y confianza en Venezuela”, aseguró Wengen.

Los “enchufados” chinos

En una reseña (en inglés) que le hiciera el diario oficialista “Pueblo en Línea” del PCCh en ocasión a su condición de delegado al Congreso Nacional del partido en 2012, Wengen describe cómo es la simbiosis, en “enchufe” en lenguaje local, entre el militante del partido y la asignación de obras gubernamentales, sin licitación sino por el “interés” nacional, en visión del partido.

Contó que su camino al PCCh fue tortuoso, que aplicó varias veces para ingresar en el Partido durante un período de 18 años antes de ser finalmente aceptado en el 2004. Wengen fue elegido por primera vez como delegado al Congreso Nacional del PCCh en 2007 y fue reelegido en 2012.

“Desde que me convertí en un miembro del Partido, he sido capaz de integrar el trabajo del Partido con el de Sany. Ahora Sany está encontrando su verdadera dirección” afirmó

El Sany Group de Liang tiene más de 5.400 miembros del partido entre su personal, según el sitio web de la empresa. Además, siete de los 11 miembros de la junta directiva de Sany son miembros del PCCh.

“La creación de unidades del Partido en las empresas no públicas puede unir mejor a los empleados y atraer la atención a sus necesidades“, dijo Wengen en la reseña.

Ante la pregunta si pensaba ocupar algún cargo público, Wengen dijo “China necesita más empresarios para su desarrollo futuro, ¿cómo es que voy a tener un cargo público? … no puedo hacer el trabajo. Ni siquiera sé cómo hablar bien”

Los ojos de Sany Group en la Faja del Orinoco

Pero no hay que “hablar bien” para entender el interés de Sany Group, un fabricante de maquinarias para la construcción, sin conocimiento alguno de petróleo, en la Faja Petrolífera del Orinoco (FPO)

“Cualquier persona con un modesto conocimiento técnico sabe que no es posible duplicar la producción de la FPO en 4 años. Que los recursos financieros y técnicos no están disponibles para el país” afirmó Antonio de la Cruz, Director de Inter American Trends en contacto con lapatilla.com. “y menos ahora, con el escenario futuro de precios bajos que afecta a la industria petrolera mundial” remató.

Llama la atención que teniendo presencia en la FPO hace años, las empresas petroleras chinas Sinopec y la CNOOC, no se atrevan a realizar semejante afirmación.

Por eso es lógico pensar que el interés de Wengen no sea la producción acelerada, sino hacerse de un pedazo de FPO en espera de tiempos mejores, condición que no podría alcanzar en ningún otro país de la Opep.

Y Wengen lo dijo muy claro en 2012 “Como comunista, voy a inquebrantablemente a poner el interés del partido al principio, cuando se está en conflicto con el de uno mismo”

“Mi propiedad, incluso mi vida, pertenece al Partido. Esta es la calidad de un comunista debe tener“, añadió.

Y el interés de la china comunista es ese, reservas de petróleo en el futuro, y más con la crisis de Venezuela hoy.

Buscan otro mango bajito, además de los que ya han conseguido.

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>