Publicado el: Jue, Ene 7th, 2016

El nuevo “Zar de la Economía Venezolana”

luis salas-2
Por: Octavio Rodriguez

Maduro ha nombrado a Luis Salas Rodríguez como vicepresidente del área económica y le ha otorgado poderes especiales para manejar los otros ministerios de la economía que le reportan. Durante su nombramiento, hecho en cadena nacional, hizo una gran disertación de apoyo a este nuevo “genio”.

Esta nombramiento es una decisión comparable a aquella en la cual una persona tiene una diarrea muy fuerte y, en vez de ir al médico, va al brujo barbudo para que le recete algo, y este le manda a tomar poco líquido, comerse unos tres aguacates y un adicionalmente un par de cucharadas de aceite de ricino. Bueno, pensamos que lo mejor que tendría que hacer una persona en estas circunstancias, es ir directo a la funeraria para que le tomen las medidas, escoja su ataúd preferido y así perder menos tiempo.

Luis Salas, la persona nombrada para el cargo, es conocido por su inclinación al marxismo y su cercanía al partido Podemos de España. Ha escrito un folleto donde da a conocer sus ideas socialistas extremas, por supuesto, todas ya probadas en el país, en Cuba y otras latitudes en donde han fracasado rotundamente.
Es una persona que piensa en un Estado Poderoso, donde se debe controlar a los que producen y también controlar sus ganancias, so pena de expropiación. Piensa que se debe sustituir al sector privado, por ser “corruptor y explotador” y que este sector debe ser sustituido por empresas manejadas por el Estado o por el pueblo.

Este personaje, en su folleto titulado “22 Claves para entender y combatir la “guerra económica” hace énfasis en la descalificación de la clase empresarial venezolana.

Entre las varias ideas obsoletas que expone, dice que “La clase “empresarial venezolana es una clase vividora y malcriada que a lo largo del tiempo se convirtió en un tumor económico que vive y subsiste de la renta petrolera y la expoliación del salario de los trabajadores y trabajadoras a través de la especulación”. En otras palabras los tilda de esclavistas y ladrones de cuello blanco. No mira alrededor de los jerarcas chavistas que lo rodean.

Es un fiel creyente que en el país existe una “guerra económica” la cual es producida por la burguesía y dice que:

“El fin último de la guerra económica emprendida por la burguesía parásita es la consolidación de las condiciones sociales de reproducción y explotación de los grupos concentrados, transnacionalizados, mafiosos y especulativos sobre la sociedad, lo cual pasa por la derrota del Gobierno, pero también por el aplastamiento de cualquier iniciativa popular y ciudadana de oponérsele”

A través de su folleto se cansa de asegurar cosas tan absurdas como la inexistencia de la inflación, le explotación de los consumidores por las empresas privadas y reitera una y otra vez, “la falta de sentimiento social del empresario, el cual solo piensa en maximizar sus ganancias sin importarle en absoluto el pueblo”.

Empeora la situación cuando habla de la materia financiera. Este personaje es un fiel creyente de la banca comunal, y por supuesto ni idea tiene de qué estamos en mundo globalizado y que esas ideas pueden conducir al país a la edad del trueque. Realmente no está muy lejos de lo que pensaba el difunto comandante galáctico. Es de hacer notar que este Vicepresidente no es un economista, es un sociólogo con cursos posteriores en economía en una universidad chilena, y nos viene a hablar y proponer ideas ya probadas y desechadas por pueblos civilizados que se dieron cuenta, a tiempo, de lo maligno de su aplicación y el retroceso que causan.

Con relación a este tema financiero también escribe lo siguiente:

“la creación de un novedoso sistema bancario, financiero y de intermediación distinto al privado, pero también público, que debería erigirse a partir de la experiencia de la banca comunal, con un doble propósito: por una parte, financiar y reproducir el “socialismo productivo”; y por la otra, reducir y –a largo plazo evitar– que la renta petrolera, el presupuesto público en general y los propios recursos “hechos en socialismo” sigan drenando el capital financiero y comercial, aumentando las condiciones de desigualdad, atrofia y concentración que caracterizan nuestra economía y, por tanto, nuestra sociedad”. Ya ven Uds. por donde viene, el fin de la banca privada.

Finalmente debo destacar que en su folleto también menciona, entre otras ideas descabelladas, la necesidad de generar movilizaciones del pueblo para acabar con la “guerra económica”. Suponemos que esto conllevará a una constante protesta popular que al final será contra el gobierno, si este es el único que produce los bienes y servicios requeridos por la sociedad. Ya todos sabemos y estamos hartos de conocer la manera como el gobierno, en representación del Estado, maneja las empresas que ha confiscado, las cuales se encuentran, en su gran mayoría, cerradas y sin producción alguna, excepto para la corrupción.

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>