Publicado el: Vie, Mar 14th, 2014

El Salvador con un ganador pero sin presidente electo

La querella que tiene a El Salvador sin presidente electo

El Salvador ya tiene un ganador de las elecciones del pasado domingo, pero aún no cuenta con un presidente electo.

Ese es, en una frase, el resumen de la situación que aún mantiene a este país centroamericano en un limbo político.

La madrugada de este jueves, el Tribunal Supremo Electoral salvadoreño confirmó la tendencia que se observaba desde la noche del domingo: el ganador de las elecciones es el candidato del Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN, izquierda), Salvado Sánchez Cerén.

Según el Tribunal, el candidato del partido gobernante obtuvo 1.495.815 votos (50,11%) mientras que su rival de Alianza Republicana Nacionalista (Arena), Norman Quijano, recibió 1.489.451 sufragios (49,89%).

Es decir, a los candidatos los separa sólo 6.364 votos, o el 0,22%. Y fue precisamente esa exigua diferencia la que causó toda la demora desde el principio.

En efecto, el domingo en la noche el Tribunal anunció que no podía dar un ganador por la estrecha votación que separaba a ambos candidatos.

Ahora no puede hacerlo por una impugnación interpuesta por Arena.

Sorpresa

Los resultados del domingo sorprendieron a casi todos en El Salvador, empezando por el propio FMLN y su candidato, quien esperaba convertirse de manera contundente y sin ningún esbozo de duda en el primer ex comandante guerrillero en llegar a la presidencia de su país.

Había motivos para tal confianza: en la primera vuelta de las elecciones, realizada el 2 de febrero, Sanchez Cerén obtuvo una ventaja de diez puntos sobre Quijano.

Sin embargo, al no llegar el 50% de los votos, debió realizarse la segunda vuelta.

En las semanas previas a esta segunda vuelta electoral, las encuestas daban una ventaja de hasta doce puntos al candidato del FMLN.

Además, contaban con el apoyo tácito del expresidente salvadoreño Antonio Saca, expulsado del partido Arena, quien se presentó como candidato independiente en la primera vuelta, en la que obtuvo 11% de los votos.

Salvador Sánchez Cerén fue declarado ganador de los comicios.

Sin embargo, el pasado domingo mostró que Arena se las había arreglado para, en poco más de un mes, reducir la diferencia del 10% al 0,22%.

Fantasmas del pasado

Aunque el Tribunal Supremo Electoral pidió el domingo en la noche a los candidatos que no se declararan vencedores, ambos lo hicieron.

Además, Norman Quijano añadió la acusación de fraude. Y pronunció una frase que revivió algunos fantasmas del pasado: “No hay Tribunal Supremo Electoral que valga para arrebatarnos la victoria (…) nuestra Fuerza Armada está pendiente de este fraude que están fraguando”.

Al día siguiente, el ministro de Defensa, David Munguía, convocó a una rueda de prensa junto al mando militar y rechazó lo que consideró un llamado a intervenir en el proceso por parte del candidato de Arena.

Ante esto, Norman Quijano matizó sus declaraciones y el miércoles indicó que “en ningún momento pedí al ejército un intervencionismo o golpe de estado o nada por el estilo. Simplemente hice un llamado para que continuara con su labor de vigilancia en medio del proceso electoral”.

“Fraude” y querella

Lo que no ha cambiado son las acusaciones de fraude. Entre la noche del domingo y la mañana del lunes, los dirigentes del partido de derecha hablaron de actas electorales fraudulentas y de manipulación de la transmisión de los resultados electorales.

El fraude ha sido la constante del discurso de Arena después de las elecciones, pero las tácticas han cambiado.

Hasta el martes se exigió el recuento voto por voto. Sin embargo, ese mismo día Arena decidió pedir la nulidad de los comicios y anunció que se retiraba del escrutinio definitivo.

Ese recurso es el que no permite que se declare un presidente electo. El TSE debe pronunciarse al respecto antes.

Foto Getty Images.El Tribunal Supremo Electoral terminó el recuento de los votos el miércoles en la noche.

Además, Arena alega que se presentó “votación doble” por parte de personas del FMLN encargadas de vigilar el escrutinio, quienes, aseguran, votaron en dos lugares distintos.

“Tenemos indicios de que el FMLN hizo fraude con doble votación de sus vigilantes y sus miembros de juntas receptoras de votos. Presentaremos nombres y apellidos y números de documento de identidad de estas personas a la Fiscalía”.

Sólo este jueves, Jorge Velado, presidente del partido Arena, presentó ante la Fiscalía General de la República una denuncia oficial por la supuesta votación doble de al menos 20 mil sufragios.

Arena cuenta, además, con el recurso de objetar el escrutinio final, dado a conocer la madrugada de este jueves.

Por todo esto, aún pueden pasar algunos días antes de que el TSE proclame a Salvador Sánchez Cerén como el presidente electo de El Salvador. Entretanto, este país seguirá en el limbo político.

BBC MUNDO

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>