Publicado el: Jue, Dic 3rd, 2015

Elecciones de Venezuela: El escenario del peor de los casos

cne maq de votacio
Por: EDUARDO COLMENARES F,

Nos acercamos a las elecciones parlamentarias del 6D cuando se siente que el país empeora cada día, las opciones favorables al chavismo se reducen y se tejen comentarios acerca de que podría pasar en estas elecciones, considerando el grado de tramposos, inescrupulosos y ventajistas que encierra el chavismo para mantenerse en el poder a toda costa. No se trata de una elección nacional sino una muy compleja, dividida en 87 circuitos electorales diferentes, donde en cada uno de ellos serán elegidos un número distinto de diputados a la Asamblea hasta completar 169. En algunos de esos circuitos, favorables en el pasado al chavismo, se elige un diputado con apenas 20.000 votos mientras en otros, favorables a la oposición, toma más de 100.000 votos para elegir ese mismo diputado.
El resultado del 6D tendrá dos lecturas diferentes desde el punto de vista de las consecuencias políticas que se derivan de ello. La primera, que será la anunciada por el CNE, el número de diputados alcanzados por cada tolda: MUD, PSUV y otros. La segunda, que dudo sea anunciada por el CNE, pero de relevante significado, será el total de votos obtenidos por la oposición y por el chavismo que dejaría al descubierto la impopularidad creciente del régimen. En mi criterio estas dos lecturas determinarán los pasos a seguir en el futuro para establecer las estrategias para acabar constitucionalmente con esta pesadilla.
Es menester observar que ley electoral promovida por el chavismo, cuando eran mayoría, fue creada con la idea que con cerca del 55% de los votos, el chavismo obtuviera la mayoría calificada de los 2/3 (66%) de la Asamblea y es así que para la oposición alcanzar una mayoría de 85 diputados (50%) tiene que obtener 53% de los votos. Pero ¡OJO! ese ventajismo se revierte a favor de la MUD cuando está excede el 55% de los votos. Así tenemos que a partir de ese punto, con una ventaja de 12% sobre el PSUV, la oposición obtendría 3/5 partes de la Asamblea y con el 18% obtendría los 2/3 de la mayoría calificada que permite cambiar el TSJ, CNE, la Fiscalía, convocar a un revocatorio del mandato de Maduro, o lo que es mejor, convocar a una constituyente. Otra característica de la ley es que casi todos los diputados son electos por las dos primeras mayorías y así los votos por independientes poseen muy pocas posibilidades de éxito.
Según las encuestas, la participación estaría entre el 75% y el 82%; bastante alta para una elección parlamentaria que demuestra el grado de cultura democrática de la gente para resolver la crisis actual por la vía electoral. Si al padrón electoral le restamos 2 millones de personas ausentes, la mayoría radicada fuera del país, estamos hablando de alrededor de 13.500.000 votantes, cerca del 67% del total de electores, usando el valor más bajo de 75% dado por las encuestas, bajo el supuesto más desfavorable para la oposición.
Pero examinemos con cuidado que dicen las 5 encuestadoras más calificadas con datos obtenidos en el mes de Octubre 2015, tomando el escenario más pesimista para la oposición frente a lo que sucedería en las elecciones del 6D y ante un CNE que no nos garantizan ninguna imparcialidad: la MUD obtendría 55%, el PSUV 34% y 11% por independientes del total de votos válidos (la encuesta más optimista da 62-26-12). Con esa diferencia de 21 puntos, la MUD obtendría entre 115 y 119 diputados (más de los 112 necesarios para lograr la mayoría calificada).
Por supuesto todos estamos claros que el CNE tratará de alterar ese resultado para lograr dos objetivos. El primero, el escenario del peor de los casos, seria evitar que la MUD obtenga la mayoría simple y el segundo, si no se logra el primer objetivo, evitar la mayoría calificada de 2/3. Veamos que tendrían que hacer el CNE-PSUV para lograrlo, considerando que NO SE PUEDEN CAMBIAR LOS VOTOS EMITIDOS A NIVEL DE MAQUINA. La alternativa es agregar votos falsos del PSUV mediante argucias tales como, prolongar las votaciones después de las 6pm en aquellas mesas bajo el control del PSUV para consignar los votos simulados de aquellos votantes que no asistieron o poner a votar doble cedulados. Sin subestimar su grado de maldad, ya no será como antes cuando su base de apoyo popular está mermada. Para lograr la primera meta, la mayoría simple, tendrían que agregar al PSUV alrededor de 2.000.000 de votos simulados. Una meta inalcanzable si contamos con buenos testigos de mesa en aquellos sitios vulnerables, tradicionalmente chavistas. Para evitar que la oposición alcance la mayoría calificada de 3/5, o la de 2/3, tendrían que agregar al PSUV, 1.250.000 votos en el primer caso, o 600.000 votos falsos en el segundo caso. Algo bien difícil, si votamos y cuidamos las mesas vulnerables.
De lo anterior quedan bastante claras varias cuestiones fundamentales en estas elecciones, aun frente al ambiente de violencia desatada para evitar ir a votar:
• Ir a votar sin miedo por la MUD, abajo y a la izquierda en SELECCIONAR TODO.
• Quien vote por independientes tiene una gran probabilidad de perder el voto e indirectamente se lo pone más cómodo al chavismo para falsear los resultados.
• Si la MUD excede los 7.000.000 de votos tendríamos claras posibilidades de alcanzar los 2/3 de la mayoría calificada de la Asamblea. En las elecciones de Abril del 2014 la oposición superó esa cifra.
• Lo anterior solo será posible si, como se anuncia, reforzamos el cuidado del voto en aquellas mesas donde, en el pasado, la MUD no tenía testigos íntegros.
Por lo tanto, TODOS A VOTAR EL 6D por la mano de la UNIDAD; abajo y a la izquierda y a cuidar los votos.

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>