Publicado el: Sab, Ago 1st, 2015

Hillary Clinton pide el levantamiento del embargo y Jeb Bush la critica

Hillary Clinton: ‘El embargo a Cuba tiene que irse de una vez y por todas’
Jeb Bush carga contra Clinton por pedir el levantamiento del embargo a Cuba

La candidata presidencial demócrata Hillary Clinton llamó el viernes a levantar el embargo a Cuba, durante un acto de campaña celebrado en la Universidad Internacional de la Florida.

“El embargo a Cuba tiene que irse de una vez y por todas”, subrayó.

Clinton comenzó reconociendo que existía “un debate apasionado en la ciudad” y que para muchos “este no es un ejercicio intelectual sino algo profundamente personal” pero argumentó que “no podemos esperar más para que una política fallida dé resultados”.

“La política de EEUU hacia Cuba está en una encrucijada…debemos decidir entre el acercamiento o el embargo y la decisión que tomemos tendrá consecuencias duraderas no solo para los 11 millones de cubanos sino para toda la región”, señaló.

Clinton explicó cómo fue cambiando de opinión con respecto a Cuba y realizó una apasionada defensa de la nueva política de acercamiento.

En particular, dijo que tras haber visto los cambios promovidos por el relajamiento de las viajes familiares a Cuba en el 2009, le recomendó al presidente Barack Obama levantar el embargo y desarrollar una estrategia más efectiva basada en fortalecer las relaciones con el pueblo cubano, apoyar la sociedad civil, el naciente empresariado y “poner presión al régimen” pues sin quererlo “estábamos ayudando a los Castro a mantener la isla como una sociedad cerrada”.

Clinton dijo que de ser electa, usaría la acción ejecutiva para expandir los viajes a la isla y se centraría en fomentar las relaciones con el pueblo cubano, promover la inversión de compañías de EEUU en áreas como las telecomunicaciones y mantener restricciones a los “violadores de los derechos humanos” y al acceso a “herramientas de represión”.

“Quisiera que cada cubano pudiera pasar un día caminando por Miami y viera lo que ustedes han construido aquí, cómo han tenido éxito. No les tomaría mucho demandar las mismas oportunidades en Cuba”, dijo Clinton quien reiteró que la comunidad cubanoamericana sería protagonista en sus esfuerzos como presidenta para democratizar la isla.

Asimismo dijo haber “aprendido las lecciones de la historia”, al referirse a cómo “el régimen cubano había reaccionado a ofertas anteriores de acercamiento” y mencionó el incidente del derribo de las avionetas de Hermanos al Rescate, suceso que llevó a que el presidente Bill Clinto firmara la Ley Helms Burton. No obstante, dijo haberse convencido de que esa política de aislamiento había “fortalecido a los Castro”.

Frank Mora, director del Centro de Estudios Latinoamericanos y del Caribe, presentó a Clinton, que fue recibida por los invitados de pie y con fuertes aplausos. Mora hizo la historia de su familia, que emigró de Cuba en busca de los “principios democráticos”.

“Mi historia es la de muchos otros, familias separadas por un régimen opresivo y una política exterior equivocada”, dijo Mora, quien elogió a Clinton por entender que este es un tema “sensible”.

Jorge Duany, director del Instituto de Estudios Cubanos de FIU y uno de los invitados al evento, destacó el modo en que el discurso de Clinton “puso la política en un segundo lugar para apelar a los sentimientos y las experiencias, algunas traumáticas, de los cubanoamericanos, personas como mi abuela que estuvieron muchos años sin regresar a Cuba”.

Aunque Clinton sorprendió a muchos al escoger a FIU como sede de su discurso, una universidad en la que el también candidato presidencial Marco Rubio ha enseñado durante años, Duany opinó que se trataba de un reconocimiento a la labor del centro, que cuenta con un número considerable de estudiantes de origen cubano.

Según Peter Schechter, director del Centro Latinoamericano “Adrienne Arsht” del Atlantic Council, el hecho de que Clinton escoja expresar sus posición sobre el restablecimiento de relaciones entre EEUU y Cuba en “el corazón de la comunidad cubanoamericana” es “un excelente contexto” y demuestra que “Cuba ya no es el cáliz envenenado de la política”.

Schechter recordó que FIU y el Atlantic Council publicaron sendas encuestas que revelaban el cambio demográfico en el sur de la Florida, donde la mayoría de los votantes quisiera “dejar atrás este asunto”, y opinó que con su discurso, Clinton pretende subrayar que en el tema cubano, los candidatos presidenciales republicanos “están fuera de sincronía con los votantes”, un argumento que Mauricio Claver-Carone, director del US-Cuba Democracy PAC, considera equivocado.

Claver-Carone cuestionó el argumento en los medios acerca de “las opiniones cambiantes de la comunidad cubanoamericana” como base para que Clinton pida la eliminación del embargo pues subrayó que “cada uno de los políticos cubanoamericanos electos, al nivel local, estatal y federal, apoyan mantener las sanciones”.

Por su parte, John Kavulich, presidente del U.S.-Cuba Trade and Economic Council, aprovechó la ocasión para recordar que el ex presidente Bill Clinton refrendó leyes que han impedido que sus sucesores y “tal vez una futura presidenta presidenta Hillary Clinton” pueda relacionarse “sin restricciones” con el gobierno de Cuba.

Mientras los invitados y la prensa se acomodaban en los asientos del Wertheim Performing Arts Center, escuchando música pop en inglés, activistas de Vigilia Mambisa y otras organizaciones se manifestaron “en solidaridad con el pueblo cubano y contra el apoyo de Hillary Clinton al levantamiento unilateral de las sanciones contra el brutal régimen de Castro”, dijo a el Nuevo Herald Rey Anthony, líder de la Sociedad Cubano-Americana, una organización estudiantil en FIU.

Los activistas cubanos Rosa María Payá y Orlando Luis Pardo Lazo también acudieron a escuchar a Clinton, quien mencionó el hecho de que el gobierno cubano ha rechazado realizar una investigación independiente sobre la muerte de Oswaldo Payá.

Rosa María, hija del dirigente opositor cubano y a quien no se le permitió hacer preguntas durante una conferencia de prensa en la sede del Departamento de Estado el pasado 20 de julio, comentó que asistía para conocer de primera mano la postura de la candidata presidencial sobre Cuba.

“No nos hacemos ilusiones de que los cambios políticos ocurrirán inmediatamente en Cuba. El acercamiento no es una bala mágica”, señaló Clinton, quien mencionó también en su discurso a la opositora y fundadora del Movimiento Damas de Blanco, Miriam Leyva.

Leyva dijo que los planteamientos de Clinton en relación al apoyo a la sociedad civil cubana están “muy bien enfocados y son muy realistas. Es cierto que el levantamiento del embargo y un mayor contacto con el pueblo son positivos”, agregó.

En la última parte de su discurso, Clinton situó el tema cubano dentro del contexto latinoamericano y llamó a los líderes de otras naciones de la región a abandonar “las excusas” para no apoyar los derechos de los cubanos. También intentó distinguirse de otros candidatos republicanos, a quienes criticó, por sus posturas frente a la inmigración y las relaciones hemisféricas.

“No podemos regresar a una diplomacia de cowboys, necesitamos una política que construya un liderazgo confiable”, aseguró.

“Nuestra interdependencia es una fortaleza”, comentó la candidata y sugirió que Estados Unidos debía beneficiarse del “poder de la proximidad, basado en los valores compartidos. EEUU necesita liderar en América Latina, si no lo hacemos otra potencia lo hará”.

Jeb Bush carga contra Clinton por pedir el levantamiento del embargo a Cuba

Read more here: http://www.elnuevoherald.com/noticias/sur-de-la-florida/article29652613.html#storylink=cpy

El precandidato republicano a la presidencia Jeb Bush acusó el viernes a la demócrata Hillary Clinton de respaldar una “retirada en la lucha por la democracia en Cuba” al pedir al Congreso el levantamiento del embargo a la isla.

Bush consideró en un comunicado “insultante” que la aspirante a la candidatura demócrata a la Presidencia “venga aquí (Miami)” a proponer algo semejante.

“Esta ciudad se ha convertido en el hogar y refugio de millares de víctimas de Castro”, subrayó el republicano hijo y hermano de ex presidentes sobre Miami, donde reside la mayor comunidad de cubanos de Estados Unidos.

Por ello, prosiguió Bush, la “llamada” de Clinton a “abandonar el embargo”, hecha en una conferencia celebrada este viernes en la Universidad Internacional de Florida (FIU), significa, en su opinión, el abandono también de “los principios de la democracia” a cambio de nada por parte del régimen de La Habana.

Un acto que, a juicio del ex gobernador de Florida, “añade insulto al dolor que las familias sienten”.

Aprovechó para asegurar que el “pueblo estadounidense merece líderes con principios” firmes frente a los adversarios de la nación y que sepan defender los “valores” del país.

Criticó, a continuación, la agenda política común del presidente estadounidense, Barack Obama, y Clinton con un programa que se fundamenta en una “falsa narrativa” al dibujar el embargo como una “reliquia de la Guerra Fría”.

“Afirman que quieren liberar a Cuba del pasado, pero no entienden que el pueblo cubano” no está preso del pasado, sino “encarcelado por el régimen de Castro”, hizo hincapié Bush.

Mostró también su “anhelo” por que un día el “pueblo cubano esté libre de la opresión” y disfrute de la “libertad de elegir a sus propios líderes”.

“Si soy elegido presidente —concluyó el republicano— voy a estar comprometido a ayudarles (a los cubanos) a lograr la libertad negada” durante tanto tiempo por el Gobierno comunista de La Habana.

Por otra parte, el diario The Miami Herald publicó un editorial crítico con Clinton, en el que considera que este apoyo al levantamiento del embargo comercial a la isla solo “refleja un cálculo político”.

“Cuba no se ha ganado el fin del embargo. Está muy lejos de ello. A pesar de meses de conversaciones entre ambos países y el anuncio de la normalización de relaciones, no hemos visto ninguna acción significativa por parte del régimen de Castro que beneficie a Estados Unidos o mejore las libertades civiles de los cubanos”, destacó el rotativo del sur de Florida.

Jeb Bush es hijo del ex presidente estadounidense George H.W. Bush (1989-1993) y hermano del también ex mandatario George W. Bush (2001-2009).

El Nuevo Herald

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>