Publicado el: Sab, Oct 22nd, 2016

Hillary y Trump agudizan sus ataques en la recta final

clinton-trump-segundo-debate
Demócratas y republicanos “sacan las uñas” en la recta final
En la última etapa de la campaña, los representantes de ambos partidos acuden a cuántas armas políticas tienen a su alcance con tal de ganar la mayor cantidad de votos

Diario Las Americas

Cuando resta menos de un mes para los comicios presidenciales en Estados Unidos, las campañas del republicano Donald Trump y la demócrata Hillary Clinton aumentan su agresividad y esta semana ha sido un ejemplo de ello.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, visitó el Sur de la Florida la tarde del jueves con el único propósito de hacer campaña en favor de la candidata presidencial por el Partido Demócrata, Hillary Clinton.

El evento organizado por Hillary for America se efectuó en la Florida Memorial University, en la ciudad de Miami Gardens, la histórica universidad de estudiantes de raza negra, que lució llena de jóvenes y otros simpatizantes de la candidata presidencial.

Obama dio un fuerte discurso que duró más de media hora exponiendo lo que a su juicio está en juego si no es electa la candidata de su partido, Hillary Clinton, a la vez que fustigaba la candidatura presidencial del republicano Donald Trump, y la reelección del senador Marco Rubio.

El presidente lanzó ataques directos contra el candidato Donald Trump, a quien calificó de un hombre enojado y peligroso para los intereses de la nación. De igual manera se refirió en varias ocasiones al senador Marco Rubio, a quien también definió como peligroso por el respaldo que ofrece el legislador cubanoamericano a Trump.

En su discurso Obama hizo referencia a las acusaciones de asalto sexual contra el candidato republicano. También se refirió a los riesgos, que a juicio del presidente, representa la elección de Trump para las familias inmigrantes. El Presidente Obama también dijo que los estadounidenses tienen la oportunidad en la próxima elección de votar por una mujer para que sea presidente de los Estados Unidos.

Además de Obama, también la primera dama, Michelle Obama arremetió el jueves contra el candidato republicano Donald Trump, por no comprometerse a reconocer los resultados de las elecciones, y combatió su visión “completamente carente de esperanza” que “degrada” a las mujeres, los inmigrantes y otros grupos del país”, dijo Michelle Obama de Trump.

En un acto de campaña en la ciudad de Phoenix, en el estado tradicionalmente republicano de Arizona, la primera dama criticó a Trump por decir en el último debate presidencial que dejaría “en suspenso” la cuestión de si aceptará el resultado de las elecciones del próximo 8 de noviembre.

“No puedes intentar mantener en suspenso la democracia estadounidense. Demasiada gente ha luchado y se ha manifestado y ha muerto por esta democracia”, aseguró Michelle Obama en un apasionado discurso.

Bill Clinton se subió al autobús de Florida

A la ofensiva demócrata en la semana del tercer debate se sumó el ex presidente Bill Clinton quien inició el viernes una gira en autobús por Florida.

El expresidente asistió a la asamblea anual de la Florida Education Association (FEA), que engloba a 140.000 maestros del estado donde expresó que “los conflictos pueden ganar elecciones, pero a la larga, la cooperación es lo que trabaja, y en realidad es lo único que hace un conflicto pacífico de las elecciones, por lo que debemos elegir construir puentes en vez de paredes”.

“Hillary está en el negocio de las respuestas en oposición al enojo, en el negocio del empoderamiento en vez del resentimiento, y cree en la cooperación, que por encima de nuestras diferencias lo más importante es lo que tenemos en común”, indicó haciendo una comparación entre la exsecretaria de Estado y el republicano Donald Trump.

Trump, la respuesta

El magnate de los bienes raíces y candidato republicano no se quedó atrás en la recta final previo al 8 de noviembre.

Trump dijo el viernes en un mitin en Fletcher (Carolina del Norte) que se va a gastar en estas elecciones 100 millones de dólares de su propio dinero, pese a que sigue por detrás de las cifras de gasto de su rival, Hillary Clinton.

Trump habló frente a sus seguidores en el estado clave de Carolina del Norte y les pidió que salgan ya a votar, aprovechando la posibilidad de depositar el voto de manera temprana, y le elijan para ocupar la Casa Blanca porque, aseguró: “¿Qué tenéis que perder? Yo voy a arreglar las cosas”.

El candidato republicano, que se encuentra por detrás de su rival demócrata en la intención de voto según las encuestas, dijo que la Casa Blanca está gestionada “por un montón de bebés; por un montón de perdedores” y volvió a recordar su experiencia empresarial como uno de sus fuertes.

Trump prometió si llega a la Casa Blanca, “drenar la ciénaga” de Washington y propuso una reforma que incluirá la prohibición de que funcionarios públicos puedan trabajar en grupos de cabildeo durante cinco años y una enmienda constitucional para limitar los mandatos en el Congreso.

La campaña de Trump gastó en septiembre 70 millones de dólares (no de su propio bolsillo), recaudó 54.7 millones de dólares (solo 2 millones de su propio dinero) y disponía a final de ese mes 34.8 millones de dólares en efectivo, según datos de la Comisión Electoral Federal.

Trump aprovechó además una gala de recaudación de fondos con el cardenal Timothy Dolan, Arzobispo de Nueva York para ironizar a su rival: “Me han dicho que anoche Hillary fue a confesarse pero el cura pasó un mal rato cuando le preguntó por sus pecados. Ella dijo que no se acordaba por 39 veces”, las mismas que la exsecretaria de Estado mencionó ante la audiencia de un comité senatorial que investiga lo sucedido en Benghazi.

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>