Published On: dom, Jul 15th, 2018

La verdadera diferencia entre ser rico o pobre en la Venezuela Madurista, por Dr. Rafael Tobías Blanco Vilariño


Se entiende por Intelecto, la capacidad de aprendizaje racional que poseen algunos humanos; producto indiscutible de su enciclopedismo cultural, muy bien acumulado en sus células de la inteligencia contenidas en su corteza cerebral o sustancia gris como “Banco Cerebral” de datos. Capital intelectual este, con el cual se diferencian sustancialmente, de los seres solamente dotados de respuestas instintivas e irracionales, propia de los animales inferiores y de los ignorantes.

Esa cultura selectiva, es lo que nos permite proceder Reflexivamente, Inteligentemente y Creativamente, bien como Ciudadanos cultos, Padre de familia, Profesor, Rector o como Jefe de Estado etc. Condición esta, que es la que nos permite actuar con facilidad y con convencimiento como profesores, como ciudadanos y como dirigentes instruidos en el campo donde te desempeñes.

Y, en aquellos Jefes de Estado, que han demostrado poseer: saber, intelecto, talento y experiencia en los asuntos de transformar a un País o una Nación en culta, rica, e Industrializada, con verdadera estabilidad laboral, cultural, científica y social, se les denomina como Estadistas.

Desafortunadamente, los Venezolanos después de 20 años de discursos falsos y de hipócritas ofrecimientos, estamos en este aspecto, muy lejos de esta realidad a nivel gubernamental en la Venezuela Socialista del S.XXI.

Ignorantes Fariseos, en quienes ha prevalecido constantemente la mentira sociológica en su pseudomarxismo, el decir que “el ser rico es malo”, lo cual es propio de un orate o demente, que no puede comprender que todo humano con uso de la razón, sabe y comprende, que en toda sociedad, desde la mas Primitiva a la Contemporánea, existen dos extremos polares, que nunca dejarán de estar verdaderamente presentes tanto en el real Comunismo como en el Capitalismo, la existencia del Rico y del Pobre, como producto de la “Ley de Subsistencia del mas Apto”; lo que nos obliga a desarrollar una riqueza cultural, que nos ha de transformar en cabeza del grupo social donde te desenvuelves; donde el producto de tu trabajo intelectual o técnico-laboral, te han de aportar una riqueza cultural, científica, artística, musical, técnica etc. méritos estos, que no te inculpan de que tus logros te lleven a ser opulento y/o creativo, pero, logrados con Dignidad y Creatividad para el bien de tus semejantes.

Lo cual, es muy diferente, a la actual transmutación por “generación espontanea” de un Sumiso Borrego en un opulento corrupto en este vigente Socialismo del S.XXI, donde hoy son una verdadera manada que se comen los dólares como si fueran bananas y tiran sus conchas al hambriento pueblo.

En lo que respecta al significado de la Pobreza; que se define “como la carencia de lo necesario para el sustento de la vida”, debo recordar el que hay varios orígenes de pobreza:

1-La debida a la ignorancia cultural, que los llevan al grado de inspirar piedad y a otros a ser sociópatas o asesinos en serie.
2-La de aquellos que habiendo tenido fortuna por herencia o por el azar, la han despilfarrado toda; dando cumplimiento al dicho” lo que fácil se obtiene, fácil se pierde”
3- La debida a la carencia de un intelecto cultural sólido y desconocer los principios de “Moral y Cívica”. Lo que les obliga a ser seres sumisos ante aquel que les imponga “un bozal de arepa” o un uniforme con botas y charreteras.
4-Los que con o sin fortuna, se dedican voluntariamente a llevar una vida de pobreza redentora, como lo fue la Madre Teresa de Calcuta, la que nos enseñó el inmortal Mahatma Gandhi para liberar a su país del imperio inglés y la que nos enseñó el inmortal Simón Bolívar, que entregó toda su fortuna familiar para liberarnos del yugo extranjero, por lo que murió en la mas extrema pobreza, para legarnos un país libre, soberano e independiente. Hoy irrespetado por el Social-fascismo del S.XXI.

Como podemos ver, los Venezolanos que hemos entrado con dignidad cultural en el Contemporáneo Siglo XXI de la Globalización, es la que está actualmente luchando pacíficamente, para que nuestra juventud, tenga una formación técnica y universitaria que les permita ver un horizonte opulento para si y sus hijos en un próspero y democrático país, donde exista un reparto equitativo y sin discriminación de sus bienes naturales, donde todos en sana paz laboremos.

Debemos entender, el que en toda sociedad debe existir la competitividad cultural, tal como la demostrada en la teoría Evolucionista de Darwin, donde solamente sobreviven los más competentes y aptos. Igual sucede en el Evolucionismo sociológico del humano, como el factor que estimula al individuo para sobresalir ante los demás, mostrando así sus capacidades creativa y competitiva; por ello, los hombres de intelecto han sido en este sistema Venezolano del Socialismo del S.XXI perseguidos, marginados y encarcelados; por que para ellos la cultura es un Veneno o antídoto contra los ignorantes e incompetentes que configuran su Utópico social-fascismo centralizado en Miraflores.

El problema con estos majaderos irracionales surgió, cuando trataron de intervienen impositivamente y directamente en el proceso de formación y desarrollo de la persona como libre pensadora; así como el de ellos haber menospreciado el importante papel de la familia, como principal educador y formador ciudadana, puesto que ella influye de forma determinante en los diversos comportamientos de la persona como futuros ciudadanos útiles a su familia y al país. Lo cual dio origen a la famosa frase de las Madres Venezolanas:! Con nuestros hijos, no te metas ¡

Pero durante más de 20 años la familia Venezolana ha estado sometida a una profunda alteración en su armonioso conjunto como unidad social y de su subsistencia económica. Esos factores negativos del Socialismo del SXXI, son los que han influido y condicionado significativamente los desequilibrios sociales, alterando así y de forma permanentemente el desarrollo de un país estable en todos los aspectos.

Por tales razones, la primera labor que debemos hacer los venezolano dotado del Sentido Común, es el afirmar contundentemente que el pueblo venezolano es un ser verdaderamente racional y en consecuencia posee una inteligencia creativa y emocional, estrechamente ligadas a su Folklor e historia cultural y familiar.

Lo que también nos permite poseer un nivel cultural y laboral, como causa eterna de la diferenciación entre ignorante y culto y por ende entre rico y pobre de acuerdo a la ley de la existencia del más capacitado, tanto en el Comunismo como en el Capitalismo.

Por ello, no se puede tolerar el que estos pseudosocialistas del S.XXI, creen grupos de incompetentes civiles armados o de paramilitares, para que les laven sus amorales fortunas y consuetudinarias incompetencias como vigentes “Castas” de Neo-ricos

Socialistas del S.XXI. ¡VOILÁ¡

Dr. Rafael Tobías Blanco Vilariño
Médico Microbiólogo Clínico.
Universidad de Carabobo- Valencia- Venezuela.

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>