Publicado el: Dom, Ago 25th, 2013

Médicos brasileños no quieren a los médicos cubanos en Brasil

Los médicos brasileños impugnan la contratación de médicos extranjeros

La Asociación Médica Brasileña ha recurrido ante el Supremo con una acción directa de inconstitucionalidad por la llegada de médicos extranjeros contratados por el gobierno

La Asociación Médica Brasileña (AMB) se ha levantado en armas contra la llegada de médicos extranjeros contratados por el gobierno, entre ellos a 4.000 cubanos, y ha recurrido al Supremo Tribunal Federal (STF) con una acción directa de inconstitucionalidad. La AMB está apoyada por el Consejo Federal de Medicina (CFM) en su acción contra el programa del gobierno Más Médicos, que fue aprobado con tramitación de urgencia en el Congreso y fue aprobada por la presidenta Dilma Rousseff.

Las asociaciones médicas regionales se reunirán el próximo martes en Brasilia para tratar el tema y tomar decisiones. En la acción ante el Supremo, la AMB alega que la contratación de médicos extranjeros y sobretodo la de los cubanos supone una “violación a la Constitución”.

La dispensa de reválida y de conocimiento de la lengua, “coloca a la población en riesgo y crea dos tipos diferentes de medicina”, afirma el documento presentado al Supremo. La primera la de los médicos que podrán ejercer su profesión libremente en todo el territorio nacional, “la segunda compuesta por los del programa Más Médicos, que tendrán su trabajo limitado a la región a la que serán destinados, fuera de la cual no podrán ejercer y sin que hayan sido valorados sus conocimientos,” afirma el documento presentado el viernes al Supremo.

Las asociaciones médicas llegan a calificar el trabajo de algunos de estos médicos como régimen de “esclavitud moderna”, algo que el gobierno ha rechazado con fuerza. Para la AMD el programa Más Médicos no representaba ninguna urgencia, hasta el punto que incluye cambios en los cursos de medicina que tendrán efectos sólo en 2021.“Se trata de una clara maniobra político-electoral, que se ha aprovechado del clamor popular llegado de la calle para imponer una medida inocua y populista que no enfrenta los verdaderos problemas del sistema pùblico de sanidad”, afirma la AMB.

Los médicos de algunos consejos regionales de medicina han alertado que podrán recurrir a la policía cuando los médicos llegados del extranjero empiecen a trabajar sin haber pasado por la reválida que exige la ley. Algunos llegaron a alertar que los médicos brasileños no irían a reparar los posibles errores cometidos por médicos sin reválida. Después explicaron que lo quisieron decir es que no se comprometerán con los posibles errores de dichos médicos, pero que en dichos casos ellos asistirán igualmente a los enfermos presuntamente perjudicados por la falta de experiencia de los contratados.

El presidente de la sección médica de Sâo Paulo, Renato Azevedo Junior, ha afirmado: “No les daremos el registro médico. Si quieren que acudan a la justicia”, algo que niega el Ministerio de Sanidad que afirma que los consejos médicos regionales no podrán negar el registro provisional ya que está previsto en la ley Más Médicos, ya aprobada.

Los médicos extranjeros no cubanos, recibirán del gobierno un sueldo mensual de 10.000 reales (unos 4.200 dólares) y los ayuntamientos les favorecerán alojamiento. Sólo podrán trabajar en las localidades más pobres del interior del país donde faltan 15.000 médicos, según el gobierno. Son zonas a las que los médicos brasileños se resisten a desplazarse por falta, según ellos, de infraestructuras como hospitales y material sanitario. Los médicos cubanos recibirán su sueldo directamente del gobierno de Cuba al que el gobierno de Brasil abonará cada mes el sueldo de 10.000 reales como a los demás médicos extranjeros.

Los extranjeros, entre ellos españoles, portugueses y argentinos llegaron ayer bajo protección especial del Ejército y de la Policía Federal. Al aterrizar en las diferentes ciudades fueron llevados a salas especiales y sólo a algunos de ellos se les permitió conceder entrevistas. Se espera que este saábado los primeros médicos cubanos lleguen en dos aviones desde La Habana.

Los responsables de las diferentes asociaciones médicas brasileñas han repetido, desde que se enfrentaron contra la contratación de médicos extranjeros, que ellos fueron siempre a favor de que cualquier colega médico, de cualquier parte del mundo pueda actuar en Brasil, siempre que pase por el examen de reválida que exige la Constitución y que tenga dominio de la lengua portuguesa, algo que consideran muy importante en el trato con los enfermos, sobre todo en las zonas más pobres donde gran parte de la población es analfabeta funcional.

El ministro de Sanidad, José Padilla ha afirmado en una rueda de prensa que el gobierno tiene “seguridad jurídica” en la contratación de médicos extranjeros. Visiblemente irritado, Padilla afirmó: “Tenemos mucha seguridad jurídica en todo lo que estamos haciendo. Quien tenga críticas que haga sugestiones para mejorar el programa, pero no vengan a amenazar la salud pública de la población que no tiene médicos”.

El País

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>