Published On: sáb, May 18th, 2019

Opinión: El grito de pánico en Noruega, por Gustavo Tovar Arroyo

Gustavo Tovar Arroyo: “El grito de pánico en Noruega”

Entre el cansancio y la frustración

Lo único que puede impedir el éxito de la Operación Libertad es el cansancio individual de cada venezolano que lucha contra la tiranía. Rectifico, no sólo el cansancio impedirá el éxito, también la hará la frustración que produce el errático e incomprensible proceder de la dirigencia política en un momento tan delicado y grave.

¿Hacia dónde vamos?

A Noruega

No es un chiste, tampoco una excentricidad venezolana, es una tragedia, nuestra tragedia. La tiranía se va de paseo a Noruega a dialogar con la oposición. Sí, a Noruega. ¡Carajo! Hay que echarle bolas, muchas, muchísimas bolas. No encontraron mejor lugar para el secreto encuentro que la lejana y fría Escandinavia.

¿Hemos visto algo más confuso?

El grito de pánico

Si estás leyendo este artículo te ruego que te detengas un segundo, para, deja de leer, “googulea” (busca en Google) el cuadro “El grito” del expresionista noruego Eduard Munch. ¿Ya lo viste? Bueno, así quedamos muchos venezolanos –entre ellos yo– cuando nos enteramos del clandestino encuentro entre la hiena Jorge Rodríguez y representantes del gobierno del presidente Juan Guaidó en Oslo.

¿Logras ver mi expresión de pánico y escuchar mi grito?

¿Por qué el disimulo?

No sé en qué espíritu cabe que en un momento tan sensible y espinoso de la historia de Venezuela uno pueda estar engañando y disimulando encuentros con la tiranía sin informar al pueblo sobre ello. ¿No aprendemos? Mi crítica –mi grito de pánico– de fondo no es que se reúnan con la tiranía, mi crítica es que lo hagan a escondidas. No creo que sea ni justo con el pueblo de Venezuela ni estratégico con la Operación Libertad. Hay que actuar con claridad.

¿Llamamos a protestar en las calles mientras nuestros líderes disimulan?

Una vez, otra y otra más

Jorge Rodríguez, la hiena, es la expresión más acabada del cinismo. No hay talante más perfecto que el de él para entender que es un cínico. A mí, no lo niego, me produce un indescifrable asco el sólo verlo. Los ha engañado una vez, otra y otra más. Pero siguen. ¿Qué les pasa? La hiena aparece cada vez que la tiranía se pudre, para oxigenarla. Si se van a encontrar con él no lo hagan en secreto, busquen un interlocutor válido para hacerlo, de lo contrario no lo hagan. ¿De qué sirve? ¿A quién engañan?

¿Quieren frustrar hasta el último venezolano?

Hay que seguir

La tiranía está desahuciada, su muerte es inevitable. Cada día son más los militares que se suman a nuestra causa. Vienen más sorpresas. La siguiente fase de la Operación Libertad será más decidida y dura, vamos con todo. No inventemos, no es el momento. Pronto alcanzaremos –no lo duden– el acuerdo de cooperación militar con Brasil, Colombia y Estados Unidos. Para que el venezolano siga protestando en las calles, para que no se canse ni se frustre, necesita ver claridad en sus líderes. Si queremos que todos los venezolanos nos sintamos parte del cambio, tenemos que ser parte del cambio. Rectifiquemos, no hagamos cosas buenas que parezcan malas, cesemos los disimulos.

Falta poco, no hay vuelta atrás, seremos libres.

Hay que seguir…

Fuente: EsCaracas.com

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>