Published On: sáb, Abr 19th, 2014

REBELIÓN DEMOCRÁTICA YA!

Fernando Facchín B.

ffacchinb@gmail.com

 No temáis a los tiranos, porque ellos son débiles, injustos y cobardes.” SIMÓN BOLÍVAR

En nuestro país crece la inquietud por la crisis, lo que hace que crezca la desesperanza frente a un régimen extremadamente débil en cuanto a apoyo popular pero fuerte en lo que respecta a la sumisión institucional que le permite impunemente asesinar a los jóvenes y destruir el provenir nacional.

Ha llegado el momento de abandonar el discurso inútil basado en las desventuradas aberraciones verbales y materiales del régimen, hay que articular un discurso nuevo lleno de esperanza, convincente y determinante en cuanto a las soluciones democráticas para rescatar al país, hay que abandonar el derrotismo y asumir una estrategia de rebelión democrática donde todos tenemos la obligación de ocuparnos para superar la grave crisis en que se encuentra inmerso el país por la irresponsabilidad de unos cuantos apátridas asociados con invasores extranjeros.

En urgente superar la rabia y la depresión colectiva, tenemos el tiempo en contra, el país requiere de propuestas y soluciones reales, el falso diálogo no da esperanzas de lograr un país mejor, es el momento de asumir el compromiso político personal en contra de un régimen que perturba la salida democrática,  no podemos seguir dependiendo de los parceleros de la política y una inmensa minoría radical, incapaz e ineficiente, que tiene por norte la destrucción del país y de nuestra libertad, si no asumimos el reto, ahora que termina el asueto, surgirán situaciones que serán muy difícil superar en el futuro inmediato.

Hay que activar la movilización de calle por parte de la sociedad civil, el régimen tendrá que atender los reclamos de la juventud y de la sociedad, tiene que sentir a la inmensa mayoría de los venezolanos que no estamos dispuestos a contemplar pasivamente como se destruye Venezuela y nuestra dignidad y como se ultraja nuestra libertad. La rebelión democrática debe consistir en construir una gran movilización social dotada de fuerza política suficiente para lograr los cambios  que  exige el país.

La juventud ha demostrado una indoblegable voluntad democrática que se eleva por encima de la ilegalidad, arbitrariedad, chantaje, represión, censura, persecución, desinformación, amenaza y calumnia. Los abusos militares y judiciales no han podido vencer la voluntad de cambio que motiva a la juventud democrática. La protesta pacífica de la aguerrida juventud venezolana, tiene al oficialismo en un estado paroxismal a causa del terror que les produce la rebeldía frente a los atropellos gubernamentales. No podemos rendirnos. Activemos la rebelión democrática.

Es indudable que el país está en crisis,  el régimen va sin rumbo cierto en una conjunción inédita de problemas, pero aun así, no debemos desfallecer, Venezuela tiene derecho a ser un país libre, próspero y feliz; la solución a la crisis no llegará de la mano de un “salvador” o de otro “mesías” populista, incapaz e ineficiente, hoy el compromiso es de todos, la generación de políticos tradicionales se extingue y la nueva no termina por nacer, la credibilidad interna y externa del régimen se extiende,  sus continuos desaciertos y rotundo fracaso anuncian que el comienzo de una rebelión democrática es inminente, el pueblo clama: Basta ya de corrupción, de represión, de muertes juveniles, de anomia y de la tendencia de culpar a los demás de nuestros males; debemos evitar que el comportamiento más despreciable de nuestra historia reciente, la manipulación y la mentira, se sigan expandiendo sin obstáculos.

El régimen no ha entendido que la juventud, sin líder, ha dado grandes lecciones, que ahora nos convocan a ser más participativos para contrarrestar la crisis que nos golpea en nuestra integridad, dignidad y orgullo venezolano contra la invasión “catromadurista”, estamos convencidos que la solución no será tarea solo de la juventud sino de todos los venezolanos con sentimientos de libertad,  Venezuela no está dispuesta a pedir favores ni dádivas ante un falso diálogo, Venezuela reclama sus legítimos derechos.

No podemos olvidar que los regímenes autoritarios se derrumban mediante la rebelión democrática, con la movilización de todos los sectores convertidos en activistas cívicos constituyendo una fuerza libertaria frente al riesgo inminente de llevar al país a una catástrofe política, social y económica; mientras los niveles de rechazo al régimen aumentan exponencialmente, se incrementa su radicalismo nazifascista y la represión armada.

Los principios de legitimidad ética y política son incompatibles con el mantenimiento de una tiranía, la rebelión democrática dará un nuevo impulso a la movilización social para lograr recuperar los derechos y la libertad conculcada y el valor de la política honesta, apostemos por la construcción democrática de Venezuela, lo que es sinónimo de ruptura con el nefasto legado de políticas destructivas del país. La sustitución del régimen que destruye a Venezuela sólo es posible  mediante la movilización general, tenaz y cada vez más contundente del pueblo, una rebelión democrática.

No podemos creer en recursos de amparo u otras acciones jurisdiccionales, ni en diálogos amañados, sin reglas claras y determinantes, eso no aporta solución a la crisis que nos ahoga, sólo la acción masiva y directa de la sociedad unida en una rebelión democrática, puede abrir las vías de una cívica solución política, es la hora de la Venezuela resuelta a vencer la adversidad. ¡REVOLUCIÓN DEMOCRÁTICA YA!

“Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. – Artículo 350: El pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad, desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los derechos humanos”.

 

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>