Published On: vie, Jul 26th, 2013

Una estrategia equivocada

 

 

FERNANDO FACCHIN B.

 

“Una estrategia correcta puede sobrevivir a una campaña mediocre, pero una campaña brillante fracasa si la estrategia está equivocada” Joseph Napolitaan.

 

 

Volviendo al tema del “duopolio político” -amarillos vs itálicos-, es necesario hacer hincapié que las acciones de “guerrilla política” asumidas por ambos bandos tienen el perverso propósito de perjudicar las elecciones municipales, en los difíciles momentos que afrontamos, es imprescindible convocar al respetuoso diálogo y no a la vulgar diatriba. Cuando faltan razones consecuentes en el posicionamiento político, se utiliza la vulgar diatriba, una muestra de intolerancia, falta de civilidad política y desprecio por las formas elementales de conducirse las relaciones entre adversarios políticos, la diatriba es el método para suplir la falta de argumentos inteligentes, es una estrategia equivocada.

Ante la coyuntura política que atraviesa el país y de la cual no escapa Carabobo, es indispensable romper las estructuras políticas que responden únicamente a intereses clientelistas y personalistas por encima de los verdaderos intereses de la sociedad, el duopolio denigra de la ética política, una disciplina fundamental para la convivencia social, la cual nos permite vivir en armonía a pesar de las diferencias lógicas que se dan entre los ciudadanos. No puede existir democracia en una sociedad donde los que dirigen no escuchan y soslayan la posibilidad de participación y de reflexión de los diversos actores. En Carabobo estamos destruyendo día a día a la política, lo que hace imperiosa la necesidad de defenderla de los que tanto daño le provocan.

La postura hegemónica, estrategia equivocada del duopolio político, no pasa de ser, lamentablemente, acciones de miserias humanas, pleitos fruto de enemistades pueriles o querellas irrelevantes, débiles fuerzas emboscadas en la política regional que son las promotoras de las aberraciones pre-electorales.

La ética política debiera ser el camino a seguir, es una obligación ciudadana para establecer la única vía lógica para superar la crisis que nos agobia, todos debemos ir en tal dirección como estrategia primordial para tener éxito en la municipales, para ello se hace necesario, en lo conducente, la presencia de sujetos reflexivos, que integren su coeficiente de inteligencia, su talento emocional y su capacidad política, en la construcción del Carabobo del mañana, una “tercera vía”. Seguir permaneciendo al margen de la situación creada por el duopolio, es una estrategia políticamente peligrosa.
En conclusión, la mezquindad, las traiciones, las pugnas internas y la ambición de poder desmedida de algunos llamados de oposición, abre la puerta para una monumental derrota el 8D, incluso se pone en riesgo a Naguanagua y San Diego, por cuanto es difícil que dividida la oposición pueda ganar las elecciones municipales, circunstancia ésta que crea una enorme inquietud en la sociedad por las conductas inapropiadas de los directores políticos y su pérdida de capacidad de dirigentes, lo que convoca a la abstención corriendo el peligro que se provoque un “tsunami político/electoral” el 8D. Estimado lector saque sus propias conclusiones, ¿Es o no una estrategia política equivocada la del duopolio?

ffacchinb@gmail.com

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>