Published On: Sab, Nov 16th, 2013

Una patria en bancarrota

 Manuel Barreto Hernaiz
barretom2@yahoo.com

 

“Capaz alguien del gobierno pensó: “si fomentamos el saqueo contra los comercios y no como protesta al gobierno, bajamos la presión popular y, además, regalamos productos antes de las elecciones. Listo. Maduro llama a cadena”Simón Boccanegra

Estamos viviendo la peor crisis de nuestra historia nacional, los temores sociales se encienden, puesto que la supervivencia del “proceso” exige mecanismos que, por la amenaza o el uso de la fuerza, consigan extender el temor entre quienes se quiere mantener bajo control; la extensión del temor busca paralizar las intenciones de cambiar la realidad que vivimos.

Los saqueos “direccionados” de hace unos días son un importante indicador de que el país se encamina a una implosión, puesto que el irreparable daño de catorce  años de siembra de miseria, demagogia y resentimiento ya está hecho. Las herramientas para el control absoluto de ciudadanía vienen siendo probadas una y otra vez. Y este “ensayo” es una prueba más. De allí nuestro empeño en recalcar que formar ciudadanos consiste en formar individuos que nieguen cualquier condición de súbdito  y rechacen  cualquier tipo de relación social  enajenante.

El problema de nuestro país, absurdamente polarizado, pauperizado y destrozado, no es económico, como suele pensarse y se ventila por doquier. Es profunda y dolorosamente moral. Basta recordar el penoso espectáculo de degradación colectiva del saqueo al transporte de carne, con la terrible muerte de su conductor, que prácticamente murió asfixiado en tanto se asaltaba su carga. En los videos se puede apreciar a un grupo de motorizados circulando como buitres alrededor de su presa, hasta que se escucha el grito…  “¡Vamos a saquear aquí!”, sin la menor intención de socorrer al mal herido conductor… La descomposición de nuestra Nación a través de la violencia- por éste y tantos ejemplos-  nos está indicando que la moral no solo se ha perdido sino que se despide de nosotros por mucho tiempo. Recordemos que una sociedad es inmoral cuando aprecia mal los valores éticos y se desmoraliza cuando, por experiencias frustrantes, no encuentran modelos, razones, motivaciones ni estímulos para obrar correctamente.  Y el causante y responsable de tal debacle no es otro que el régimen  y  su Nomenklatura, quienes por cierto, han sido muy diligentes en eso de saquear. En su ilimitada perversidad, el régimen ha logrado “encantar” a una confundida ciudadanía que se hace partícipe de estos desmanes por sinvergüenzura, inmoralidad o ignorancia.

Pretende el gobierno escabullirse de su única irresponsabilidad al llevar al país a este marasmo  de incontenible inflación, evidente pobreza, escasez y desabastecimiento.  Expresiones como: … “¡Que no quede nada en los anaqueles!”. “¿Quién saquea a quién? ¿El que pone precio de un producto en 1200 más, que compraron a dólar preferencial? ¿Quién roba a quién?…  “Hay que ir “a la calle a defender” y respaldar las políticas económicas del Ejecutivo Nacional… institucionalizaron los saqueos como mecanismo de campaña electoral del gobierno.  Ahora bien; ¿si es el mismo gobierno quien suministra las divisas a esos empresarios, por qué dejar que se presente la usura? ¿Acaso carece el Estado de organismos de control y fiscalización?  Esta es otra charada del régimen en vista a que se le vienen unas elecciones que saben bien los resultados; de allí esas actitudes “RobinHoodsianas”, tratando de  calmar al “soberano” a punta de electrodomésticos, tal cual Makled en sus buenos tiempos; y presentándose, una vez más, como el sacrosanto benefactor de los pobres e implacable verdugo ante los ricos, sembrando más resentimiento y odio, fracturando con estas nocivas y demagógicas prácticas la vergüenza de una Patria en bancarrota. La honestidad y la transparencia en la administración pública y la decencia en los actos de gobierno no son la esencia de este proceso. Por eso este socialismo siglo XXI  no solo es ineficiente como organización económica, sino que es fundamentalmente inmoral porque su funcionamiento así lo condiciona.

 El Carabobeńo

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>