Publicado el: Mar, Jun 7th, 2016

Venezolano Anibangel Molina se declara culpable de desfalco en Miami

Anibangel Molina
Venezolano acusado de fraude en Miami decide declararse culpable

El desfalco ocurrió entre noviembre del 2011 y noviembre del 2012
Las figuras centrales son el empresario Anibangel Molina, su ex esposa Betsy Aguiar y su empleado Antonino Castro
Aguiar y Castro fueron condenados a prisión

Anibangel Molina, un empresario venezolano acusado de estafar a decenas de inversionistas, se declarará culpable en el caso a finales de este mes, de acuerdo con documentos presentados en la Corte Federal de Miami.

El juez de distrito Robert Scola, que preside el caso, fijó para el próximo 21 de junio la audiencia para la de declaración de culpabilidad, según el expediente judicial.

El acuerdo con la fiscalía de su declaración de culpabilidad marca un hito importante en un caso que llamó la atención de los medios originalmente en el sur de la Florida cuando agentes especiales de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI), una unidad de la Policía de Inmigración y Aduanas (ICE), arrestaron a Molina y dos socios — su ex esposa Betsy Aguiar de Miami Lakes y su empleado Antonino Castro de Hialeah.

Los tres fueron acusados de desfalcar a personas que invirtieron más de $4 millones en metales preciosos, petróleo, divisas y cuentas de cheques de alto interés — nada de lo cual existía.

El caso se inició a principios de la década, cuando algunas de las víctimas se quejaron ante las autoridades.

HSI logró establecer que desde noviembre del 2011 hasta noviembre del 2012, Molina y sus cómplices recibieron al menos $4 millones de dólares de parte de más de 50 inversionistas.

Ninguno de los acusados ni su empresa, Bancard Financial Services, estaban registrados o tenían licencia como corredores de bolsa de materias primas, valores o divisas y por lo tanto no podían actuar como intermediarios para hacer estas transacciones, según documentos judiciales.

“Podría haber docenas o cientos de personas desfalcadas,” dijo John Tobon, agente especial a cargo de la oficina de HSI en Miami, poco después que Molina y sus dos socios principales fueron detenidos en mayo del 2013. “Algunos invirtieron lo que habían ahorrado para enviar a sus hijos a la universidad o sus ahorros de toda la vida.”

Todos los acusados se declararon inocentes y exigieron ser llevados a juicio.

Mientras que la ex esposa de Molina, Aguiar, y su empleado Castro, ambos cubanosamericanos, se declararon culpables de los cargos y fueron condenados a prisión, Molina — que estaba libre bajo fianza — huyó a Venezuela y se ocultó por un tiempo en la ciudad de Maracaibo, según funcionarios familiarizados con el caso.

Molina regresó el 16 de marzo y fue detenido al arribar al Aeropuerto Internacional de Miami (MIA) por alguaciles de Estados Unidos.

Su abogado, Frank Rubino, dijo a el Nuevo Herald en ese momento que su cliente había regresado por su cuenta y se entregó a las autoridades en el aeropuerto.

Pero personas familiarizadas con el caso en Venezuela han dicho que Molina volvió a los Estados Unidos porque estaba a punto de ser detenido en el país latinoamericano por cargos de fraude similares, y prefería purgar una condena en cárceles estadounidenses en vez de prisiones venezolanas.

Tal información no pudo ser verificada con las autoridades venezolanas.

Fuente: http://www.elnuevoherald.com/

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>