Publicado el: Sab, Dic 7th, 2013

Vienen empresas como arroz

La entrante cofradía empresarial conformará la nueva burguesía, que será bigotona

 Por: MIGUEL SANMARTÍN
El régimen cavernícola-chapucero-totalitario está ufano. Razones dice tener. Pero no son, precisamente, por su triunfo electoral. No, camarita, ese todavía está por verse. La contentura de la cual presume ante el mundo y más allá, restregándose la baba y pendulando el pelo e´ guama a brazo partido (pa´ quitarse los capitalistas neoliberales indeseables a sombrerazos) tampoco está vinculada al desguace emprendido contra industriales y comerciante usureros -según los tildan los verdugos rojos-.
La fiesta patronal “habilitada” que prendió la camarilla militar-cívico empoderada (¿con joropo, ternera y espumosa incluida?) está emparentada con el desbordado-competido interés que manifiestan -de forma persistente- marejadas, legiones y bandadas de inversionistas internacionales e intergalácticos, chinguitos por traer y compartir sus churupitos con la revolución bonita y barata.
En efecto, son empresarios, productores, comerciantes, marchantes, quincalleros, comisionistas, toderos, profesionales independientes y prácticos de otras artes, dotes y oficios -venaditos cogidos a lazo-, quienes durante los próximos días avanzarán en tropel, a paso de vencedores, sobre la patria-patria-querida. Llegarán en hordas, arrastrando como puedan, sus respectivos maletines-empresas, gestores, testaferros, listas de contactos rojos, chequeras -corrientes y secretas-, tecnócratas, tecnologías, utensilios, artimañas, líneas de crédito, agallas, vaselina, resignación y sus respectivas carteras de proveedores y clientes externos. Vienen -poseídos por el influjo alucinante del petróleo- a montar tienda. Es decir, a instalar factorías, maquiladoras, zurcidoras, cacharrerías rusas e imitadoras chinas. Todas antiimperialistas, revolucionarias, chavistas y de producción social, en conchupancia -sociedad- con sus patrocinadores vernáculos. Van a producir -a pérdida, propone Jaua- lo que aquí ya se produce y a comercializar -a precio justo, exige el heredero- lo que aquí ya se vende. Lo harán, camaradas y camarados, como se permite en Cuba -comisión mediante- acatando perrunamente los lineamientos del Plan, no Ley, de la Patria.
La entrante cofradía empresarial -bienvenida por el régimen- conformará la nueva burguesía, que será bigotona. Sus factorías, exprimidoras, lavanderías, alambiques y embolsadoras producirán para la Venezuela socialista turbantes, matriuskas, dragones chinos, pajareras con micrófono, grabadora y televisor LED, marcos para hologramas del Supremo, tintes para mostachos y greñas, guarales para trompos, guayas para carruchas, liguitas para interiores, cuatros para zurdos, tenedores para rascarse la espalda y papel higiénico de hoja de plátano, entre otros socialistas aportes.
EL UNIVERSAL

------

------

Leave a comment

XHTML: You can use these html tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>